Disminuye el crecimiento económico en México del 2.5 al 2.1 por ciento: FMI

México.- El Fondo Monetario Internacional (FMI) recortó este lunes su estimación de crecimiento para 2019 a 2.1 por ciento desde el 2.5 por ciento que previó en su reporte de octubre del año pasado.

Para 2020, el organismo internacional pronosticó que el aumento del Producto Interno Bruto (PIB) será del 2.2 por ciento, 0.5 puntos porcentuales debajo de lo publicado en el informe anterior.

Este ajuste a la baja para las perspectivas económicas de México, aplicado en la víspera de que inicien los trabajos del Foro Económico Mundial (WEF), está en línea con los previsto por otros organismos internacionales como el Banco Mundial y la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal).

El Banco Mundial recortó medio punto porcentual su previsión para el PIB de México en 2019 a 2 por ciento en su reporte Perspectivas Económicas Globales de enero, atribuido también a una inversión aún moderada, además de incertidumbre política.

La Cepal ajustó a la baja su pronóstico a 2.2 por ciento, 0.1 punto porcentual menos de lo previsto en octubre del año pasado.

El que haya menores flujos de inversión privada principalmente en México, es el común denominador como reflejo de la cautela que persiste entre los inversionistas durante el primer año de la administración del presidente Andrés Manuel López Obrador.

En otro rubro, las condiciones en el mundo están apuntando a una desaceleración más rápida de lo previsto en la economía.

El FMI también recortó sus previsiones para la economía global; pasó de 3.5 por ciento para 2019, y a 3.6 por ciento en 2020, 0.2 y 0.1 puntos porcentuales por debajo de lo pronosticado en su texto anterior.

La revisión a la baja en las proyecciones para México y una contracción más severa en Venezuela que la anticipada previamente, hicieron que el estimado de crecimiento para la región a América Latina cayera a 2 por ciento en 2019 y 2.5 por ciento en 2020, 0.2 puntos porcentuales debajo de lo dado a conocer en 2018.

Los estimados para Estados Unidos permanecieron sin cambio. El crecimiento en 2019 es una desaceleración a 2.5 por ciento, y a 1.8 por ciento en 2020, comparado con una tasa de crecimiento prevista de 2.9 por ciento en el año pasado, esto debido al final del efecto del estímulo fiscal.

Sin embargo, el ritmo de expansión proyectado está por encima de la tasa de crecimiento potencial estimada de la economía de Estados Unidos. El fuerte crecimiento de la demanda interna apoyará el aumento de las importaciones y contribuirá a una ampliación del déficit de cuenta corriente.

Fuente: El Financiero